Muy, muy, muy bueno.

Por ahí de las 8 llegue a ‘El teatro de la ciudad’, donde unas semanas antes había visto a Medeski Martin & Wood. Contrario a esa ocasión, el lugar se veía vacío. Poco a poco, iba entrando gente, pero ni a la segunda llamada el lugar estaba a la mitad de su capacidad. Estuve algo temeroso de que retrasaran el inicio para que llegara mas gente o algo así… afortunadamente, no paso(o al menos no tanto como con MMW). Mientras tanto, Pat Mastelotto hace algunos arreglos en su equipo y alborotando algunos fans…

Tercera llamada y salían Cabezas de Cera. Contrario a la vez pasada, el sonido ah mejorado aunque quizá no lo suficiente. Nada afecte ‘la experiencia’. Después de 40 minutos, salen del escenario y el publico pide mas. Una rola mas y se acaba su presentación. Creo que el verdadero potencial de CDC se da en recintos pequeños… eso creo.

Nuevamente hay primera llamada y mucha gente se mueve. Ya sea al baño, o entrar al teatro (esos que llegaron tarde) o simplemente para agandallar lugar. Esto ultimo se me hizo muy desagradable. Y mas si los lugares que ‘roban’ ya estaban siendo utilizados por algún despistado que fue al baño. Ah, como me cago eso.

Tercera llamada y viene el clímax de la noche.

El trío hace presencia en el escenario y a lo que van. Nuevamente, el sonido es mucho mejor que con CDC y se agradece. Kimmo Pohjonen al acordeón se nota muy suelto y afín al publico, contrario con Pat Mastelotto y Trey Gunn, que se notan muy ‘concentrados’ en sus instrumentos. El grupo toca versiones mas largas de los temas que se encuentran en su álbum 8 armed mokeys. La iluminación tiene su papel dentro del concierto y no se diga del sonido ambiental que añadieron, cosa que dio mas profundidad al evento. En algún momento, Pat Mastelotto detuvo el concierto (aunque no a mitad de alguna canción) para arreglar algunos “fallos técnicos” de su batería cosa que aprovecho Kimmo para poder interactuar con el publico un momento. Algo así paso:

-Kimmo: Bueno, en lo que Pat se arregla, contestare 3 preguntas…
-Algún wey de entre las primeras filas: You are the best (?)
-Kimmo: No, you are
-Una tipa de primera fila: Puedo tomarme una foto contigo?
-Kimmo: Pues va

La chava sube al escenario y Kimmo le ofrece lugar en su banquito. Trey Gunn estaba ahí a lado sentado con cara de “ahí va de nuevo…” y Kimmo pregunta “Alguien quiere tomarse una foto con Trey?” y pues un montón de manos se alzan. El cuate de la chava que subió a posar a lado de Kimmo, se trepa al escenario y ahora posa junto a Trey, que creo se sintió incomodo y solo pudo “seguir el juego”. Algunos chiflidos después(al wey este que se subió, no a la banda), Pat da el visto bueno (a su batería, no al wey) y el concierto continua.

El concierto cierra de manera muy enérgica y deja a los asistentes con ganas de mas. Tras un largo aplauso, regresan a ofrecer un par de canciones mas. Nuevamente, dejan al publico con ganas de mas y mas buen “rock experimental” (ja, así acabe definiendolos), así que regresan al escenario por segunda vez. Esta vez si dio señales de “ya nos vamos, relajense antes de salir” y fue un muy buen cierre. Terminando, se arremolino la gente a obtener algún autógrafo que sin problemas dio la banda. Se hacia tarde y tenia que correr al metro, ya no me quede a ver que mas paso, jajaja.

Escucharlos en vivo es muy diferente a escuchar (si suena medio extraño… pero creo que se entiende) su álbum. No dudaba dos veces en volverlos a ver si algún buen día regresan.